¿Eres de los que ya están pensando en sus próximas vacaciones en furgo?

Si quieres descubrir un país lleno de contrastes, sorpresas y con gente única tu siguiente destino es Turquía. Sigue leyendo y encontrarás todo lo necesario para disfrutar en tu camper del único país que se encuentra entre dos continentes, Europa y Asia.

Solo nos vamos a centrar en hablar de Turquía, pero nos parece interesante comentar en dos pinceladas, ya que se trata de un destino que está a bastante distancia de España, que puede ser muy interesante planificar algunas paradas previas para así aprovechar tu paso por otros países en la ruta. Pasarás por unos cuantos, así que tranquilo que tienes para elegir, hay para todos los gustos. Desde perderte por las montañas de Dolomitas en Italia o un ruta entre viñedos por la Toscana, un paseo por la preciosa ciudad de Liubliana en Eslovenia, disfrutar de infinidad de playas en Croacia, sorprenderte en Grecia en la Acrópolis de Atenas o dejarte seducir por la ciudad de Sofía en Bulgaria.

Antes de dar detalles de la ruta, os vamos a dar información básica pero muy útil para planificar este viaje, documentación, moneda, carreteras, clima, idioma, internet, seguridad, gastronomía…

En cuanto a la documentación es muy sencillo, solo necesitas la carta verde del seguro del vehículo, tu pasaporte y el visado de Turquía, que en este caso es un visado muy fácil de tramitar, se puede hacer online cuando queden 3 meses o menos para tu llegada al país (e-visa) solo rellenando un formulario y pagando el importe (20$ en el año 2019), solo con el resguardo impreso al llegar a la frontera te sellan el pasaporte. ¡Así de fácil podrás disfrutar del país durante 90 días!

Su moneda es la lira turca y podrás cambiar euros en cualquier casa de cambio, banco o sacar dinero con tu tarjeta en cajeros. Actualmente 1€ equivale a 7 TRY aproximadamente, y como dato interesante para los viajeros como nosotros, es que podrás llenar tu depósito más barato que en España y por supuesto mucho más barato que en otros puntos de Europa. 1 litro está a 0,90 € – 1€. ¡Importante para recorrer un país de gran extensión!

Aunque parece que las distancias entre puntos van a ser muy largas, cierto es que se recorren los kilómetros de forma amena, las autopistas y muchas carreteras están en buen estado, aunque también encontrarás algunos tramos más bacheados. No es obligatorio para circular pero si quieres entrar en las autopistas puedes hacer en las gasolineras Shell más principales y en oficinas de correos, un adhesivo (parecido a las viñetas como en algunos países de Europa) llamado HGS que recargas con dinero y al pasar por los peajes te detecta la matrícula. Para hacer este trámite os pedirán el pasaporte, así que llevarlo encima en ese momento, para evitaros otro viaje. En el caso de furgos pagamos la categoría 1 como un turismo, que fueron unos 10€ el adhesivo más la recarga, pero en el caso de las autocaravanas el precio subía un poco más. Un dato interesante es que antes de salir del país revisan en la frontera que estés al día en el pago de peajes, así que mejor pagarlo en el momento.

Para los que ya hayáis viajado por Asia y otros destinos no os resultará un gran problema, pero para el resto, tenéis que saber que la conducción es muy diferente al resto de Europa, las señales y carriles son meras recomendaciones para los turcos, las líneas continuas son invisibles, los arcenes se convierten en carriles extras y el claxon es el sonido más escuchado circulando así que mucha atención al volante y sobretodo es mejor no intentar conducir como ellos o podéis tener algún susto…

Turquía es un destino que podrías visitar todo el año, debido a su extensión goza de diferentes climatologías, así que según en qué región te encuentres será distinto, pero aun así, te contamos cual es la mejor época para disfrutarlo. Entre mayo y octubre podrás visitar prácticamente todo el país, teniendo en cuenta que los meses de julio y agosto son bastante calurosos y turísticos. Resumiendo, en primavera y otoño sería ideal.

Algo que nos parece muy recomendable al viajar a un país nuevo es aprender algunas palabras en su idioma, el saber no ocupa lugar y además su sonrisa cuando les saludas o dices cuatro palabras en su idioma vale la pena verla. Así para que llevéis los deberes hechos y no haya excusas os dejamos algunas palabras básicas. Por cierto, no lo he dicho antes, hablan en turco, aunque encontrareis algunas personas con las que poder hablar en inglés.

Hola: Merhaba

Adiós: Hoçşakalin

Sí/No: Evet / Hayir

Buenos días: iyi günler

Buenas noches: iyi geceler

Gracias: Teşekkür ederim

Uno, dos, tres: Bir, iki, uç

¡Muy bien! Ahora ya podemos chapurrear cuatro palabras en turco, pero no nos olvidemos de los que se quedan en casa y de usar internet, también podremos estar en contacto de forma muy fácil. Lo más habitual es comprar una tarjeta sim con llamadas y datos. Las más usadas son Turkcell y Vodafone, y ambas las podréis encontrar en todas las ciudades y pueblos. Nosotros lo hicimos con Vodafone, que no fue del todo barato (20€ para 1 mes) pero funcionó a la perfección en cualquier punto. Para comprar la sim card os pedirán el pasaporte de cada uno. ¡Ojo! Cuando ya nos quedaban pocos días en Turkey nos enteramos que con Vodafone en España está el roaming incluido, así que podríamos haber usado el móvil como estando en casa. Nosotros nos enteramos tarde…, pero un consejo es que preguntéis en vuestra compañía si está incluido por si acaso.

Algunas dudas que a la mayoría nos surgen antes de zambullirnos en un nuevo destino son ¿será seguro? ¿Podré dormir con facilidad dentro de la furgo? Pues en este caso sin ninguna duda podemos decirnos que SI, en Turquía os sentiréis seguros y como en casa. Durante el mes y medio que hemos estado allí ni una sola noche hemos tenido ningún problema durmiendo dentro de la furgo, paseando ni con nadie, es más todo lo contrario, lo fácil es que te ofrezcan que duermas en su casa o que te tomes un tradicional çay (té) entre familia y amigos, hacerte la estancia lo más fácil posible, será su propósito. Evidentemente y usando la lógica, en ciudades grandes como Estambul es mejor estar atento a tus cosas, como en muchas otras ciudades del mundo, pero nada más. En resumen, podrás acampar en las playas de Antalya, entre campos de té en el Mar Negro, en la Capadocia entre globos y céntrico en sus ciudades con toda tranquilidad.

Una cosa que nos sorprendió mucho es la cantidad de Volkswagen T4 que hay en Turquía, así que para los que tenéis esta VW como nosotros alucinaréis con la cantidad de talleres que hay que controlan estas furgos, así que incluso en el caso de tener mala suerte en el viaje, que esperemos que no, tuvierais que ir de visita al taller, os encontrareis en el lugar idóneo, es más, podéis aprovechar para poner al día la furgo o instalar alguna cosa como la calefacción por la mitad de precio que en España.

Por cierto, ¿Hay algo que te haga disfrutar más qué probar la comida típica de ese lugar? A nosotros nos chifla comer lo típico de allí, así que no puedes irte sin probar algunos platos de su gastronomía, además del famoso kebab, podrás degustar diferentes sopas, pide, köfte, gözleme, borek, lahmacun…, acompañado de bebidas como çay (té), ayder (yogur líquido salado) o café turco, sin dejar atrás sus dulces únicos de los que podemos decir que nos hinchamos más de un día y ahora echamos de menos; baklava y lokum. Si os gusta llevar cuatro cosas de comida en la furgo acercaros donde van todos los locales, los supermercados Bim y 101 los encontraréis por todas partes, es muy barato además de divertido comprar los productos de la zona.

Para acabar y no menos importante, está bien saber que os salváis de inyecciones por esta vez, ya que no necesitáis ninguna vacuna para ir, pero si os recomendamos llevar un buen seguro médico ya que nunca se sabe, ley de Murphy, pero si vas preparado seguro que no lo acabas necesitando.

Después de todos estos datos, por fin vamos a hablar de lo más esperado, posibles rutas por el país y puntos a visitar. No estamos muy a favor de seguir únicamente los lugares más turísticos y marcados en la mayoría de guías, nos gusta perdernos y descubrir, este destino da mucho margen para ser explorado al gusto de cada uno. ¿No es esa la magia de viajar en camper?

Nuestro paso por Turquía dando la vuelta al mundo ha sido de un mes y medio, pero os proponemos dos rutas diferentes, una de 15 días para las visitas más exprés y otra de 1 mes para lo que podáis estar más días.

Ruta de 15 días en furgo: 3000 km aproximadamente.

Estambul – Éfeso – Pamukkale – Lago Salda – Fethiye (costa licia) – Patara – Kas – Kekova y Demre – Finike – Antalya – Konya – Lago Tuz – Capadocia – *(una de las dos opciones a elegir).

* Monte Nemrut + Perrin ancient o Mar Negro (Samsun, Amasra), hemos preferido no descartar ninguna de las dos opciones y que sean a elegir según los gustos del viajero, ya que son lugares totalmente diferentes y dependerá de lo que cada uno busque para completar su ruta por Turquía.

Ruta de 30 días en furgo: 4000 km aproximadamente.

Estambul – Çanakkale y Troya – Éfeso – Pamukkale – Lago Salda – Marmaris – Fethiye (costa licia) – Patara – Kas – Kekova y Demre – Finike – Kemer – Antalya – Konya – Lago Tuz – Cappadocia – Perrin ancient – Monte Nemrut – Mar Negro (Rize, Trebisonda, Samsun, Amasra).

Hemos considerado más interesante dar detalles de aspectos varios y generales de interés para los que viajamos con la casa a cuestas que explicaros que visitar en cada lugar, ya que información sobre que ver en Estambul o la Capadocia se puede encontrar en mil blogs y webs.

Después de disfrutar tantos días aquí, podemos recomendar al 100% el destino y colocarlo en primeras posiciones para nosotros en cuanto a un país totalmente preparado para la vanlife. Podréis cargar agua prácticamente en cualquier sitio y parar en miles y miles de paisajes a disfrutar de sus vistas para relajaros y compartir momentos únicos con sus gentes. En pocas palabras, ¡Turquía enamora!

2 respuestas a “VIAJAR A TURQUÍA EN FURGO”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *